Clases de Yoga Pre y Post Natal en SIGMA, Comuna de Huechuraba

Durante la gestación, el parto y el post parto la mujer debe adaptarse a enormes cambios fisiológicos, hormonales y emocionales. El ritmo de vida acelerado y el estrés provocan un alejamiento del contacto interno, con su bebé en gestación y con sus necesidades verdaderas. Por eso esta etapa de gran transformación - de mujer a madre - es una gran oportunidad, y un período de poderoso descubrimiento interior.

Desde esta reflexión la práctica del yoga prenatal y postnatal surge como una necesidad de dar soporte y apoyo a las mujeres y a sus parejas, para que a través de la práctica puedan encontrar la manera de aceptar que cada una tendrá su propio proceso personal

Salette Ferruzola, mujer-madre-profesor de yoga se encuentra enfocada en entregar clases de Yoga Pre y Post Natal & Gestación Conciente, en la comuna de Huechuraba.

YOGA PRENATAL

La mujer gestante ya se encuentra en un estado meditativo, por esta razón durante el inicio de una clase se enfatiza la conexión con la tierra. Cada clase nos conectamos con nuestra habilidad de sentir, para conectar con las emociones, con el estado de gracia(embarazo) y con la tierra. La conciencia constante en la respiración (pranayamas) también son fundamentales, ya que permiten situar en el momento presente y en la oxigenación, mientras se trabaja con Asanas, posturas corporales con profundidad, ejercicios de simulación de contracción, estimulación del sistema nervioso, meditación para trabajar el enfoque en la aceptación del dolor, la relajación, conexión con el cuerpo y en envolver al bebé en una corriente de sonido elevada, de protección y de estimulación de su siquis.

Estas clase de yoga se reconoce a la mujer en su redondez, en su ciclicidad y el movimiento de sus aguas. Se invita a una transición de lo lineal (energía masculina) a lo circular (energía femenina). Se entrega en cada clase ejercicios entrelazados entre sí, donde prevalecen las posturas de apertura de cadera, piso pélvico, piernas, relajación y enraizamiento. Es nuestro enfoque a seguir que es importante enseñar a la mujer que el dolor debe ser tomado como guía, y las diferentes posturas y masajes como el tratamiento analgésico”.

Lugar SIGMA Santa Marta 7484 Huechuraba

Horarios

Lunes y Miercoles 11:00 – 12:00 pm

Martes 19:45 -21:00 pm

YOGA POST NATAL

Cumplidos los 40 días después del parto vaginal, la madre puede comenzar a tomar sus primeras clases con o sin su bebé. Si es un nacimiento por cesárea se recomienda cumplidos los 60 días luego del parto. El objetivo principal de la clases post natales es cerrar el camino que fue abriendo el bebé durante las 40 semanas de gestación. Las asanas y meditaciones se enfocarán hacia la recuperación de la fuerza en el cuerpo de la mamá, para devolverle energía y confianza y mantener su flexibilidad.

Las clases de yoga para mamás y bebés son una oportunidad de volver a hacer ejercicio sin tener que alejarse del bebé. Incluyen masajes y ejercicios sencillos para que el bebé se sienta en confianza dentro del nuevo espacio y luego, el énfasis se pone en la práctica de la mamá. Cada clase es única, siguiendo el ritmo y necesidades de cada progenitora y bebé.

Lugar SIGMA Santa Marta 7484 Huechuraba

Horarios

Martes y Jueves 11:00 – 12:00 pm

Beneficios de la práctica de yoga para mujeres en estado de gracia

  • Alivia molestias a nivel muscular y esquelético. Corrige y alivia trastornos de la espalda.

  • Mejora la postura.

  • Beneficia la elasticidad y el conocimiento de músculos vaginales y pélvicos

  • Favorece el control de la respiración y mejora las funciones vitales en general.

  • Mejora el sueño y combate la fatiga.

  • Mejora la circulación sanguínea, previene varices y edemas.

  • Canaliza emociones: inseguridad, miedo, depresión. Contacta con la calma, la confianza, la seguridad, la fuerza.

  • Favorece la concentración.

  • Fortalece el sistema nervioso.

  • La práctica regular permite experimentar estados de conciencia desde los cuales la mamá puede conectarse con su bebé e incorporar recursos físicos y emocionales para enfrentar activamente el momento del nacimiento.